PRUEBA DE POLÍGRAFO

BAJO UN ESTRICTO SISTEMA DE CONFIDENCIALIDAD DE DATOS

Servicios empresariales

¿Qué es la prueba de polígrafo?

La prueba de polígrafo popularmente conocida como “el detector de mentiras”, se trata de un procedimiento mediante el cual se busca verificar la honestidad de una persona, empleando un instrumento de gran precisión estimulado psicológicamente. Para lograrlo, esta prueba se basa en el registro de los cambios neurofisiológicos relativos a un procedimiento de preguntas, específicamente elaboradas, para obtener una respuesta concreta. Esta técnica es llamada Psicofisiología Forense.

Un software especializado estará conectado a diferentes sensores que analizarán las reacciones fisiológicas del individuo y se registrarán en unas gráficas.

¿Cómo funciona las pruebas de polígrafo?

Como ya habíamos mencionado, los datos fisiológicos, relativos a un protocolo de preguntas elaborado para conseguir una respuesta concreta, son recogidos en un gráfico. Serán estos datos los que permitan, después de un análisis algorítmico, evaluar si una persona miente o dice la verdad respecto a alguna situación previamente determinada. Al comenzar el test, se hace con una mentira, dirigida para conocer previamente si el organismo del sujeto a prueba, responde a los cambios neurolingüísticos que se precisan para hacer la prueba del polígrafo con todas las garantías.

De igual forma se analizarán otros factores que, empleando diferentes accesorios, colaborarán a la obtención del resultado final:

RITMO CARDIACO

Ritmo cardiaco, el neumógrafo se encargará de registrar el grado de inhalación y exhalación del individuo.

PRESIÓN SANGUÍNEA

Presión sanguínea, registrada por medio del esfigmomanómetro, el cual está compuesto de una manga y un manómetro.

CONDUCTIVIDAD DE LA PIEL

Conductividad de la piel, medida a través del galvanómetro, aparato especial que permitirá registrar la conductancia galvánica de la piel (sudor)

MOVIMIENTO

Movimiento, para obtener un registro del movimiento del candidato se hace uso de un sensor de movimiento.

Comunícate con nosotros para saber más detalles

En primera estancia, la persona que desea someterse a la prueba debe ser valorada para poder comprobar que llega en condiciones normales y óptimas para realizar el test. Previamente al procedimiento, se lleva a cabo una entrevista en donde se establecen las preguntas que se realizarán durante la prueba para que, una vez concluida la entrevista, se informe a la persona que se va a someter a la prueba sobre el método de trabajo que se empleará y el significado de las preguntas que se le realizarán, información y condiciones que deberá aceptar de forma voluntaria para colaborar lo más adecuadamente posible para el desarrollo de la prueba.

Posteriormente a la conclusión de los pasos antes mencionados, se inicia la prueba del polígrafo con las preguntas establecidas. Tras finalizar la prueba y haber obtenido los resultados a través de las gráficas, se realiza el Informe personalizado con la información obtenida.

Informe del polígrafo ¿Se dan a conocer los resultados al concluir la prueba?

En Diagnose realizamos cada una de nuestras pruebas bajo un estricto sistema de confidencialidad de datos, por lo que el informe final que se presenta de cada una de ellas es proporcionado al patrocinador directo de la prueba.

¿Cuánto tiempo dura una prueba de este tipo?

El tiempo promedio para desarrollar una prueba de esta naturaleza oscila entre 2 y 3 horas, las cuales son indispensables para administrarla de manera correcta y colaborar a que el margen de error se reduzca lo más posible, sobre todo cuando estos resultados serán empleados para fines de una investigación oficial.

Algo un poco diferente ocurre en los casos de selección de personal que emplean las empresas de diversos giros y sectores, donde se utiliza un método más simplificado, por lo que la duración de la misma prueba no va más allá de una hora.